iessecundaria

¿Hubiera actuado usted así?

Posted on: 16 junio 2013

Hay una frutería regentada por dos Pakistaníes frente a un establecimiento de Mercadona, en el pueblo en el que vivo. Hace unos meses, cuando la inauguraron, muchos pensamos que no duraría tres días; sin embargo, no solo se ha consolidado, sino que cada vez somos más los clientes que preferimos comprar la fruta en ella.

Cada cual tendrá sus motivos para elegir esta pequeña tienda a diez metros del gigante Roig; en mi caso, si me he convertido en cliente habitual ha sido, además de por el precio, la calidad del producto, o el trato agradable de los dos empleados, porque he decidido declarar la tienda “espacio educativamente saludable”.

El sábado pasado, por ejemplo, mientras esperaba para pagar en caja, disfruté observando clientes que entraban y pedían por favor su turno, daban las gracias cuando les contestaban y se disculpaban, si tropezaban involuntariamente con otra persona. Observé cómo el más joven de los dos dependientes, después de colocar ordenadamente en una caja la fruta que una señora había ido comprando y dejando de cualquier manera sobre el mostrador, se excusaba ante ella por haberlo hecho sin su consentimiento y ella, agradecida, le reconocía el gesto.

Pero lo que definitivamente me hizo pensar que ese lugar es diferente y que una pequeña luz de esperanza, decencia y honradez brilla sobre la porquería con que intentan asfixiarnos cada día fue observar cómo un hombre entraba apurado en la frutería, pedía permiso al cliente que esperaba su turno, mostraba al cajero la copia de un tique de compra y le explicaba que en el mismo no figuraba el kilo de tomates que se había llevado hacía un rato y que, por tanto, no le había pagado.

Como el joven Pakistaní no acababa de entender lo que el cliente le reclamaba, éste, nervioso porque retenía la cola, tan solo añadió: cóbreme el kilo de tomates que no le he pagado antes, por favor. Y lo pagó.

Pensarán que me conformo con poco y que doy excesiva importancia a un gesto que no pasa de ser normal pero, dados los tiempos que corren y acostumbrados a ver lo que vemos, ¿no les parece éste un hecho extraordinario?, ¿hubiera actuado usted así?

Anuncios

5 comentarios to "¿Hubiera actuado usted así?"

Pues no, no me parece un gesto extraordinario, y si, ya he actuado yo así. En un Alimerka para más señas (creo que esto no depende del tipo de establecimiento sino de las personas). Fui a pagar, me pidieron menos de lo que valía lo que estaba comprando y les advertí de que había algo que no me habían cobrado. Y efectivamente era así.

También trabajando en un hotel me volvió un cliente al que al parecer le había cobrado de menos, y esperó pacientemente a que le volviese a hacer la factura, indicándome que era lo que faltaba por cobrar.

También lo tengo visto en muchos bares “Oye, que me devuelves de más”.

Creo que la gente actúa así de manera habitual. Y no creo que nadie gane nada por actuar de otra manera por que al final se trata de poco dinero. Quienes están pensando en “aprovecharse” de los demás pueden “ganar” algo en grandes operaciones. Pero en general al final no les compensa el tiempo que dedican a pensar como ahorrarse cuatro duros.

Creo que la mayoría de la gente no mira tanto por el dinero como esta sociedad nos sugiere que deberíamos de pensar en función del valor que pretende que tiene.

Me hace gracia cuando algunos se empeñan en decir que si algo sale gratis la gente no paga por ello, por que yo veo justo lo contrario. Hay gente que si lo hace, pero en general veo que casi todo el mundo con quien me encuentro está dispuesto a pagar por aquello que consideran justo, aún cuando pudiesen evitarlo.

La pregunta que haces en el contexto que describes: pakistaníes, atentos, amables, etc. sólo tiene un respuesta, SI. Los españoles tenemos mucha consideración con los extranjeros, vengan de donde vengan. Tendemos a ayudar, somos afables, colaboradores, al menos de entrada.

¿Sería la respuesta afirmativa si un hecho similar ocurriera en una cadena multinacional, o una gran cadena nacional, que sabes que te timan, que presta dinero mensualmente al estado para pagar las nominas de los funcionarios de distintos ministerios a cambio de pagar un 7, 10 o lo que fuere, en vez del 21% de IVA que pagamos los mortales?

¿Devolverías 50 € de más que te han dado en el banco? Una vez se equivocó un cajero (de carne y hueso) al darme de más un billete de 5000 Ptas. que saqué de mi cuenta. Como buen ciudadano, al yo contarlo varias veces, le dije que se había equivocado y pedí que volviera a hacerlo él. Me dio las gracias, pero me dijo que esos errores los cubría el banco, Caja de Ahorros de Valencia allá por principios de los 80.

¿Habrías hecho lo mismo con el dueño-cacique de la tienda de pueblo, que te cobraba el papel de estraza con que envolvía el alimento al mismo precio que el producto; que además era dueño del molino de trigo y que tus padres no entendían cómo de 4 sacos de que le llevaban a moler sólo les daba dos (es un ejemplo), y que además era el dueño del único transporte público que conectaba con la ciudad o pueblo de cierta entidad de la comarca? Tal vez sí, por miedo.

Creo en la bondad del ser humano, pero no en la de todos. Como dice Jaime García Marsá no me parece un gesto extraordinario, en ese contexto. Me lo parecería en alguno de los que menciono arriba. Uno repite lo que ve, actúa como lo hacen los demás y siempre hay algunos que se salen del contexto general. La bondad del ser humano (no la de todos) la modela la experiencia y las vivencias.
Nunca jamás se han vuelto a equivocar en el banco y se que me están robando.

B. Cellini.

Jaime, me alegro de que tu experiencia respecto al tema que comento sea tan positiva. Yo podría contar algunas otras situaciones que justificarían mi preocupación por el asunto. Recuerda, por otra parte, y aunque también podrían señalarse ejemplos extraordinarios de solidaridad entre nuestros paisanos, la afición que tenemos en España al engaño, a tratar de hacernos pasar por más listos que los demás. ¿En qué otro lugar del mundo triunfó, como en España, un género literario como el de la novela picaresca? Parece que había motivos entonces para hablar de esta cuestión y, si nos atenemos a las informaciones periodísticas de cada día, parece que siguen existiendo motivos para pensar que no hemos cambiado tanto y que el engaño al prójimo sigue siendo uno de nuestros deportes nacionales.
Juan Sintierra, no sé si suscribir tu opinión respecto a lo afables y colaboradores que somos con los extranjeros. Siguiendo con tu propuesta de diferenciar situaciones, te pregunto: ¿consideraríamos igual (y hablo de la generalidad de la ciudadanía, claro) a un Estadounidense, un Británico, o un Francés que a un Marroquí, un Pakistaní, o un ciudadano de algún país hispanoamericano, por poner un ejemplo? No creo que todos nos parezcan “el mismo extranjero“. Y no estoy muy convencido de que seamos tan amables y respetuosos con unos como tal vez seamos con los otros.
Precisamente por eso me parecía la situación extraordinaria. Pero me alegro mucho de que las dos personas que comentáis tengáis tan claro el asunto y os mostréis tan optimistas al respecto. Coincido, en cualquier caso, en que la cuestión no tendría tanto que ver con el tipo de establecimiento, sino con la calidad del individuo. Interesante tu referencia a situaciones del pasado, que me traen recuerdos no excesivamente agradables y totalmente de acuerdo contigo respecto a la importancia del aprendizaje por imitación.
Por cierto, no sé cómo entender tu referencia al hecho de que nunca más se hayan vuelto a equivocar en el banco. ¿Ahora no devolverías el dinero entregado de más?

Juan Pedro, entiendo tu duda de si trataríamos igual a un extranjero del norte que a uno del sur. Eso, hoy, está mediatizado por la afluencia de inmigración en los últimos 10-15 años procedente de países deprimidos (el sur): que si nos roban el trabajo, que si no se adaptan, que si tienen costumbres raras, etc.

Sin prejuicios ni connotaciones creo que somos acogedores con el foráneo y le prestamos ayuda. Si no fuera así, el negocio del que hablas y otros similares, restaurantes, bares, por ser los más habituales, no tendrían éxito. Y ello a pesar del prejuicio hacia los del sur que tú apuntas y que es cierto, y de la tendencia a dar coba, sobre todo, a los WASP y vikingos.

Personalmente me siento mas identificado con alguien del sur (moreno) y lo entiendo mejor, -aunque no hable su idioma y no haya estado en su país – , que con alguien del norte, que aún hablando su idioma y conociendo su país y cultura, no llego a comprenderlo.

Cuando devolví el dinero, es porque pensaba que se lo descontarían al señor de caja y no me parecía honesto por mi parte y no hubiera estado bien. Hoy el banco hace negocio con mi dinero y encima que me cobra 15 € al trimestre por el mantenimiento de la cuenta, lo cual desde mi punto de vista no es honesto y esta mal. No, no puedo devolver algo que es mío.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Me apasiona la pedagogía, actividad a la que me dedico profesionalmente.
También me gusta opinar y debatir sobre temas de política y actualidad.
De estos dos intereses, y del deseo de no mezclarlos, aunque estén íntimamente relacionados, nacen estos blogs que te invito a descubrir, y en los que te animo a participar con tus comentarios.

Follow iessecundaria on WordPress.com

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 950 seguidores

TAMBIÉN LA EDUCACIÓN INFANTIL

Comentarios y reflexiones sobre:

PÚBLICA, GRATUITA, DE CALIDAD

You can read it in English

translate

Archivos

Carpe diem quam minimum credula postero

junio 2013
L M X J V S D
« May   Jul »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
A %d blogueros les gusta esto: