iessecundaria

Iré a la huelga, a pesar de todo

Posted on: 6 junio 2010

El próximo martes día 8 iré a la huelga general de la función pública que han convocado los sindicatos, a pesar de tener claras dos cosas:

1. Seremos cuatro gatos quienes responderemos a la convocatoria.

2. No servirá para cambiar nada de lo que ya está decidido.

¿Pero qué pasaría si no fuera?

a. – No soportaría mi incoherencia. Desde que Zapatero anunció que rebajaría el sueldo a los funcionarios no he parado de despotricar contra los responsables de una medida que considero injusta, fruto de la mala gestión de algunos, que ahora pagaremos los de siempre.

Me he quejado, también, de que nadie hiciera algo por evitar este atropello, y me he acordado de todo el cuerpo docente, autocomplaciente en exceso, muy poco reivindicativo, e instalado en una actitud borreguil que justifica que no se nos tome en serio cuando parecemos enfadados.

¿Sería lógico que me quedara sin hacer nada ahora?

b. – Produciría confusión entre los responsables de este inmerecido atraco a mi bolsillo. Quiero que sepan cuánto me molestan sus medidas de recorte, que tal vez entendería si se hubieran adoptado como solución última, pero no como primera opción antes de agotar otras posibilidades de actuación más razonables.

Para que no les quede ninguna duda, y eviten pensar que, en el fondo, los funcionarios entendemos lo que nos pasa, y aceptamos el castigo que nos infligen, deberíamos mostrar nuestro descontento no con palabras, sino con hechos. ¿Se imaginan una respuesta de rechazo más contundente que la paralización de todos los servicios públicos?

c. – Me avergonzaría de mí mismo. Mi dignidad y sentido del deber valen más que el sueldo de un día de trabajo. Porque no nos engañemos, a pesar de esas rebuscadas excusas que ofrecen muchos compañeros para explicar su rechazo a la huelga, ¿cuántos de nosotros dejaríamos de apoyarla si se nos garantizara que no se nos descontaría en la nómina?

d. – Me consideraría desautorizado para criticar a los sindicatos en lo sucesivo. Ya sabemos que cometen errores, que a veces no están a la altura de las circunstancias, y que no siempre sintonizan con nuestros deseos, pero no nos engañemos, son ellos los únicos que defienden nuestros intereses en mesas de negociación de las que muchas veces ni oimos hablar, son ellos quienes luchan por nuestros derechos y consiguen mejoras que casi siempre nos parecen insuficientes, pero que acabamos notando. ¿Os imagináis qué sucedería si no estuvieran ahí?, ¿quién se enfrentaría en nuestro nombre a la voracidad de gobiernos y empresarios?

No puedo quejarme de que no hacen nada y, cuando me convocan para protestar, escaquearme. ¿Con qué fuerza pueden luchar por mí, si no tienen mi respaldo?

Respeto a quienes mantienen una opinión distinta a la mía y asistirán a su  trabajo el próximo martes, como si nada ocurriera.

Respeto a quienes argumentan que no es el momento de huelgas y ofrecen la misma excusa de siempre, aunque sospecho que es falsa: yo he ido a todas, pero a ésta no.

Respeto a quienes piensan que podrían haberse adoptado otras medidas de protesta, pero no se les ocurre nada y, en el fondo, creo que ninguna les vendría bien.

Para todos ellos y ellas, con todo mi respeto, una antigua canción de Celtas Cortos a la que podríamos cambiar algún verso que ya ha quedado obsoleto, pero cuya vigencia está fuera de duda en estos momentos.¡Feliz estribillo!

Anuncios

6 comentarios to "Iré a la huelga, a pesar de todo"

Hola Juan Pedro acabo de descubrir tu página (estoy haciendo enmiendas a las instrucciones de inicio de curso y no te puedes imaginar cómo me está hirviendo la sangre por la ineptitud de nuestra admniistración).
Por cierto, la página muy , muy buena, eh?
Comparto lo qu escribes sobre la huelga y aunque también parto de la base de que no conseguiremos que nos devuelvan lo que es nuestro y que cumplan los acuerdos que firman, debemos decírles tod@s que no estamos de acuerdo con lo que están haciendo y que otros mundos son posibles para paliar el déficit de este país. Sí el funcionariado se queda quieto y callado seguiran apretandonos las clavijas y no sé hasta donde pueden llegar. Pero también tengo muy claro que no se trata de tirar a Zapatero , si no decírle que no compartimos lo que ha hecho. Y, por supuesto Rajoy no; ya lo comprobamos los empleados públicos en el 97.
Espero que nos veamos en la mani (o igaul no porque hay muchísima gente)

besos

Bueno, bueno, qué lujo verte por esta página. Ojalá aciertes y seamos tantos manifestándonos que revienten las calles de Valencia.
Por descontado, Rajoy ni de coña, pero el resbalón de Zapatero ha sido morrocotudo. Ha demostrado una enorme falta de previsión, muy poca capacidad de anticipación a los problemas, y nula originalidad y atrevimiento a la hora de plantear soluciones, por mucho que se diga que son recetas impuestas por Europa, los mercados, o quienes puñetas nos gobiernen al margen de las personas que elegimos.
Por otra parte, su discurso tranquilizador y aparentemente firme de los últimos meses asegurando que se cumplirían los acuerdos firmados, y que saldríamos de esta crisis sin recortes sociales, sólo puedo interpretarlo como un claro intento de mentirnos a todos y, a la mínima ocasión, dejarnos en la estacada. En política, errores tan importantes no deberían salir gratis.

Te he buscado en la manifestación porque me he acordado mucho de ti. ¿No te da la sensación que “esto se hunde”? Pero no me refiero a los docentes, alumnos, políticos, sindicatos…. me refiero a la sociedad en general: apática, poco comprometida, complaciente con todo y con nada… Algo pasa.

DAni

Qué pena que no nos hayamos visto, ya tengo ganas de saludarte.
Comparto tu visión de la sociedad; desde luego, algo pasa. Pasa que está dando resultado el trabajo de desmovilización social, desarme ideológico, siembra del desánimo, e intimidación a la población por parte de quienes dirigen de verdad la política, la economía, etc, que no son los gobiernos. Si ante esta circunstancia no se produce una respuesta social, hoy seremos los funcionarios y pensionistas, pero luego irá cayendo el resto de colectivos, y será demasiado tarde para hacer algo.
Ése era también el significado de la huelga de ayer.

Yo también fui a la huelga a pesar de todo. Y que conste que estaba dispuesta a emborronar mi curriculum y no asistir a ésta para no dejarle mis euros a la Comunidad de Madrid. Me considero tan mal pagada que esta reducción ni me afecta. Me hubiera parecido aceptable esta pérdida del 5% si todas y cada una de las personas que ganan más que yo hubieran tenido también su parte proporcional en el recorte. Hablo de banquerxs, empresarixs, rentistas, usurerxs, prevaricadorxs, y demás pilares del sistema capitalista. Yo soy de las que habla de “huelga general ya, de un mes o más si es necesario” y todo eso que tanta gente comenta y luego no hace nada.

Pero finalmente decidí no ir a trabajar. En este momento de total agotamiento físico para mí, un día de vacaciones es sin duda una bendición. Y por eso, entre otras pocas cosas fui a la huelga.

Fui a la huelga también porque quería decirles a los chicos y chicas de mi IES que cuando queremos cambiar algo tenemos que tomar la iniciativa, nos cueste lo que nos cueste. Lo hablamos y me gustó el debate.

Fui a la huelga entre otras pocas cosas porque mi respeto por los y las que no fueron es pequeño. Cada vez soy menos respetuosa, lo acepto. Después de tantos años de instituto no entiendo mi capacidad para “desaprender”. No me sentía capaz de pertenecer al grupo de gente inmovil.

La desmovilización es grande pero la Historia hablará de logros sociales que hemos disfrutado en esta parte del planeta. No se puede decir lo mismo por ejemplo de EEUU o Japón. Su situación laboral siempre ha estado en clara desventaja frente a la nuestra. Nos estamos acercando. Les vamos a pillar pronto. Leeremos lo que fueron otros tiempos y nos sentiremos orgullosxs de no haber abandonado la lucha a pesar de la aparente soledad. Hoy leí eso de que aquel puntito en el folio eran 10.000 km. de cable vistos de frente y me siento con mucha otra gente muy cálida a mi lado.

Pues me alegro un montón. Había leído un comentario tuyo en el que parecías tener claro que esta huelga no tocaba. Yo sí respeto, y supongo que cada cual tendrá sus motivos para actuar de la manera que actúa, pero me da mucha pereza hablar con determinadas personas, ya no soporto sus quejas, y desconfío de la seriedad y firmeza de sus reivindicaciones, porque cuando toca retratarse se borran de la foto. Hace mucho tiempo que decidí hacer lo que considero oportuno, sin fijarme en cuántos están con o contra mí, y, desde luego, sin renunciar a ser honesto conmigo conmigo mismo.
Comparto absolutamente tu reflexión, estoy convencido de que en estos meses nos estamos jugamos mucho más que un recorte en el sueldo, se trata de no dar un paso atrás en las conquistas sociales, o permitir que nos devuelvan al siglo XIX, éste es uno más de los motivos por los que fui a la huelga.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Me apasiona la pedagogía, actividad a la que me dedico profesionalmente.
También me gusta opinar y debatir sobre temas de política y actualidad.
De estos dos intereses, y del deseo de no mezclarlos, aunque estén íntimamente relacionados, nacen estos blogs que te invito a descubrir, y en los que te animo a participar con tus comentarios.

Follow iessecundaria on WordPress.com

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 949 seguidores

TAMBIÉN LA EDUCACIÓN INFANTIL

Comentarios y reflexiones sobre:

PÚBLICA, GRATUITA, DE CALIDAD

You can read it in English

translate

Archivos

Carpe diem quam minimum credula postero

junio 2010
L M X J V S D
« May   Jul »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  
A %d blogueros les gusta esto: